FANDOM


MaskoLight Bohrok-Kal Yr3.png

En el día del campeonato Kolhii, Jaller buscaba a su amigo, Takua. Deambuló alrededor de Ta-Koro buscándolo y por último bajo a buscarlo a una cámara del volcán, donde se encontró con Takua y su cangrejo Ussal, Pewku. Ellos estaban examinando un tótem con extrañas marcas y símbolos en ella, al otro lado de un río de magma. Takua salto por rocas cruzando el río hasta el artefacto, Jaller se fijó en él y le pidió que regresara. Takua, sin embargo, habiendo llegado al otro lado tomo el tótem del santuario. Un temblor repentino de una erupción volcánica hizo caer a Takua, haciéndolo soltar el tótem que rodó hasta el río y se hundió en la lava, muy a pesar de Takua.

Movie Tahu Nuva and Takua Lava Surfing.png

Tahu Nuva haciendo Surf sobre lava con Takua

Para su sorpresa, el tótem flotó de vuelta a la superficie y se disolvió, dejando al descubierto la Máscara de la Luz. Al percatarse de la ola de lava que venía que lo separaba de Jaller, Takua arrojó la Avohkii a Jaller. Takua luego tomo su Tabla de Lava, y saltó a la lava. Flotando sobre la lava, Takua hizo un intento atrevido por cruzar el río de magma. Antes de que pudiera llegar al otro lado, una ola de lava se dirigió directamente a Takua.

Justo antes de que la ola arrasara con Takua, una figura heroica se disparó y lo tomo justo a tiempo. Jaller temía que Takua estuviera muerto. Takua en realidad estaba montado sobre los hombros de Tahu Nuva, que estaba surfeando por el río de magma sobre una enorme ola de lava. El Toa Nuva del Fuego siguió haciendo surf por el río volcánico, en dirección a una enorme cascada de lava, y salto desde el borde. Después de lo que parecía un minuto de caída libre, Tahu separo su tabla en sus dos Espadas de Magma y clavo la espada en el lado del acantilado. Takua asustado señaló que la lava caía justo encima de ellos. Tahu Nuva activó su Kanohi Hau Nuva para protegerlos a ambos de la lava. Tahu utilizó sus Espadas de Magma para subir la pared de la cámara.

MoL Kolhii Match.png

Takua boqueando a Hewkii en el Campeonato Kolhii

Ambos llegaron al lugar donde estaba Jaller. Jaller se alegro de que Takua no estubiera muerto. Tahu entonces alcanzó a ver la Gran Máscara de la Luz y le dijo a los dos Matoran que la llevaran a Turaga Vakama después que el partido Kolhii terminara. Takua y Jaller corrieron hacia el Estadio Kolhii de Ta-Koro y llegaron justo a tiempo para el partido. Vakama dedicó el Estadio Kolhii al Gran Espíritu Mata Nui. Durante el partido, el más reciente movimiento que Takua había estado practicando, fracasó estrepitosamente, lanzando la pelota Kolhii a golpear la cabeza de Turaga Vakama. Ta-Koro eventualmente perdió, el marcador terminando en dos anotaciones para Ga-Koro, una para Po-Koro y nada para Ta-Koro. Los jugadores Kolhii terminaron con una reverencia, y cuando Jaller hizo reverencia, la Avohkii se cayó de su mochila y arrojó una luz brillante a Takua.

En un intento por escapar de su deber, Takua apunto un poco la máscara con el pie, haciendo que se centrará su luz sobre Jaller. Los Toa y Turaga tomaron esto como una señal de que Jaller estaba destinado a ser el heraldo del Séptimo Toa. Se reunieron para una breve reunión para discutir el futuro de la máscara, y enviaron a Jaller en una misión para encontrar al Séptimo Toa. Jaller logró asegurarse de que Takua viniera con él.

Movie Takua.png

Matoran Takua

Hahli deambulo por Ta-Koro y se encuentro el Amuleto del Deber en el Muro de la Historia, y el del Valor en la cabaña de Jaller. Muy intrigada con el séptimo Toa, Hahli regreso a Ga-Koro, a la cabaña de Nixie y recreo la fórmula Toa utilizando siete como el número de partida en lugar de seis. Obteniendo las coordenadas G6, Pelagia la llevo ahí y Hahli se sumergió en el mar, encontrando el Templo de la Pureza. Al abrirlo con los Amuletos, Hahli recuperó un Cristal, que representa la Pureza. Después de que ella informó a Nixie, Hahli fue a Onu-Koro y nadó en la Gran Mina hasta llegar a la parte inferior, y se encontró con el Templo de la Prosperidad y su cristal. En el Templo de la Paz en Ko-Wahi encontró el Cristal de la Paz, en el Templo de la Fe en el árbol más alto de Le-Wahi encontró el cristal de la Fe. En una gran estatura cubierta de arena en Po-Wahi estaba el Templo de la Creación y ahí encontró el cristal de la Creación. Sólo faltándole el cristal de Ta-Wahi, Hahli regresó a Ta-Koro.

Comic First Wave Rahkshi.png

Lerahk, Panrahk y Guurahk liberados por Makuta

Mientras tanto, en la Guarida de Makuta, el Makuta había averiguado el descubrimiento de la Kanohi Avohkii y estaba ansioso por detener la llegada de este nuevo Toa de la Luz. Él envió a tres de sus Rahkshi. Lerahk, Panrahk y Guurahk para detener a Jaller y Takua.

Cuando Hahli llegó los Toa estaban saliendo. Pohatu fue a correr la voz del Séptimo Toa a Onu-Koro, mientras que Gali fue a meditar a Kini-Nui. Meditando la Toa del Agua, levantó la vista hacia el cielo y vio una séptima Estrella Espíritu, un verdadero signo de que el Toa de la Luz se acercaba. De pronto, desde atrás de Gali, el Kini-Nui se abrió en una explosión. Los tres Rahkshi surgieron de los escombros. Uno de los Rahkshi, Panrahk, vio a Gali y trató de destruirla con sus poderes de fragmentación. Gali logró saltar a un río cercano, justo a tiempo. Los Rahkshi, suponiendo que la Toa del Agua estaba muerta, cambiaron a modo de vuelo y volaron hacia Ta-Koro. Gali en silencio los siguió y los pasó nadando por el río.

Gali llegó a Ta-Koro antes que los Rahkshi llegarán. Ella convocó a Turaga Vakama y Tahu. Después de un momento de silencio, los Rahkshi aparecieron de entre las nubes. Vakama y Nokama recordaron a los Rahkshi en su pasado y quedaron impactados. Tahu trató de detener a los Rahkshi, pero incluso el escudo de la Hau Nuva no fue suficiente para protegerlo del ataque de Panrahk. Tahu cayó inconsciente. Gali corrió en ayuda de su hermano y luchó contra los Rahkshi, pero fue derrotada y apenas evitó ser arrojado a la lava.

Los Rahkshi siguieron buscando la Máscara de la Luz y su heraldo en Ta-Koro. Los Ta-Matoran corrían presas del pánico como las criaturas destruían las murallas en busca de su presa. Lerahk se acercaba a Hahli, pero vino Gali y la ayudó a salvarse y le dijo que guiara a los Matoran a salvo. Hahli lo hizo abriendo las puertas de el puente de lava de Ta-Koro para que los Matoran pudieran huir de su aldea en llamas.

MoL Ta-Koro Sinking.png

La destrucción de Ta-Koro

Mientras tanto, después que Tahu atrapara a Panrahk en un anillo de fuego, Lerahk ataco al Toa del Fuego. aunque primero se enfrentaba a Turaga Vakama pero Tahu lo distrajo y salvo a Vakama. Gali estaba en las puertas, garantizando la seguridad de los aldeanos que huían. Luego vio a Lerahk y Tahu peleando en. Rápidamente tomo sus herramientas y disparó una ráfaga de Agua contra el Rahkshi, pero justo Tahu consiguió la ventaja, y la ráfaga lo golpeo. la máscara de Tahu fue arañada por el Bastón Venenoso de Lerahk en el proceso. Luego Lerahk se puso de pie y impacto el suelo con su Bastón Venenoso, envenenando todo el Piso de Ta-Koro. Gali y Tahu escaparon, pero Ta-Koro se hundió en la lava.

Una vez que todos llegaron a un lugar seguro en la región de Ta-Wahi, los dos Toa y Turaga Vakama vieron con tristeza como el Pueblo del Fuego se hundía en la lava ardiente. Entonces vieron a los tres Rahkshi volando. Tahu se preguntó por qué los Rahkshi no los destruyeron, a pesar de que podrían haberlo hecho fácilmente. Vakama le dijo que eran rastreadores y que no habían encontrado lo que buscaban. Gali pregunto que es lo que los Rahkshi buscaban, pero Vakama les dijo que iban a continuar buscando la Máscara de la Luz. Tahu recordó a Takua y Jaller, y quiso ir a ayudarlos el solo, pero Gali no estuvo de acuerdo en que Tahu fuera solo.

Takua y Jaller viajaron a Le-Wahi, cabalgando sobre Pewku en busca del Séptimo Toa. Takua se quejaba acerca de los mosquitos y todas las otras cosas en Le-Wahi, pero Jaller insistió en que era un lugar agradable y que Takua nunca estaba cómodo en ningún lugar. De pronto fueron interrumpidos cuando Graalok la Osa de la Ceniza los ataco. Jaller, Takua y Pewku trataron de escapar pero fueron acorralados. Jaller luego audazmente saltó sobre el fiel Cangrejo Ussal y comenzó a subir a un árbol. Graalok tomo su atención ahora en Jaller, quien bajó de un salto y aterrizó en la espalda de Graalok. La bestia trató de lanzar a Jaller, cuando una maraña de enredaderas aparecieron de los árboles y atraparon a la Osa de las Cenizas.

Gukko.PNG

Lewa trae a Ka para que lleve a Takua y Jaller

Jaller cayó al suelo y vio a Lewa Nuva llegar columpiándose en los árboles en una soga. Entonces, el Toa del Aire libero a Graalok y lo vio alejarse. Lewa pregunto a los dos Matoran que estaban haciendo en Le-Wahi y le informaron de la Máscara de la Luz. Él decidió ayudar a Jaller y Takua, y convocó a un pájaro Gukko, subiendo a Jaller y Takua a su espalda y fueron volando, con Jaller y Takua siguiéndolo. Sin embargo, Pewku no pudo ir con ellos y Takua le ordenó volver a casa, pero Pewku decidió seguir a sus amigos en secreto.

MoL Bohrok.png

Un Bohrok congelado

Takua y Jaller montaron el pájaro Gukko hasta Ko-Wahi, donde el Gukko hizo un aterrizaje forzoso. Después de levantarse de su impacto y sacarse la nieve de encima, Lewa les dijo que los tambores de Le-Koro traían malas noticias: Ta-Koro fue destruido en una batalla contra los Rahkshi; los hijos de Makuta. Desconsolado, Jaller comentó que debería haber estado allí, y decidió que debía volver. Lewa le dijo que era demasiado tarde para ayudar y que debía continuar la búsqueda de el Séptimo Toa. Jaller entonces empujó la máscara en manos de Takua, anunciando que continuaría en su lugar. El Cronista la empujó devuelta y le recordó que había aceptado su destino, mientras que Jaller argumentó que había aceptado el deber de Takua. Lewa intervino y les dijo que todos tenían un deber a Mata Nui y que no había tiempo para pelear, Lewa también prometió a Jaller que después se uniría a los Toa, y iba a ver a su pueblo. Después de que Jaller le dio las gracias, Lewa despegó, y Takua y Jaller continuaron su búsqueda.

MoL Takua Jaller Kopaka.jpg

Kopaka acompañando a Takua y Jaller en Ko-Wahi

Caminando a través de una tormenta de nieve en Ko-Wahi, los Matoran tropezaron con algunos Bohrok, sólo para descubrir que habían sido congelados por Kopaka Nuva. Kopaka detuvo la tormenta de nieve, y la pareja siguió a Kopaka, hablándole a él sobre su búsqueda para encontrar a el Toa de la Luz mientras caminaban.

De vuelta en los restos de Ta-Koro, Tahu se lamentaba por la pérdida de Ta-Koro. Gali se dio cuenta de la herida que Lerahk le había ocasionado a Tahu, y trató de examinarla más de cerca. Sin embargo, Tahu retiro la mano de Gali, afirmando que ella se preocupaba por sus arañazos, mientras que su pueblo se había ido. Lewa trató de consolar a Tahu, Y Gali trató de reunirlos al hablar de la Unidad. Sin embargo, Tahu empujó a un lado la mano de nuevo y se marchó solo.

Mientras tanto, Kopaka vio a Ko-Koro. Viendo la entrada desde la distancia usando la vista telescópica de su Akaku Nuva, encontró que la puerta estaba destruida. de repente un rayo de energía aparecido desde la puerta y impacto a Kopaka que quito a Jaller y Takua fuera del camino justo a tiempo para evitar ser golpeados. Los tres Rahkshi que habían destruido Ta-Koro aparecieron. Kopaka Nuva arrojó su escudo de hielo y le dijo a los Matoran que huyeran. Jaller protestó contra ese acto de cobardía, y declaró que "El capitán de la Guardia nunca huye", pero fue interrumpido por Takua, que lo empujo sobre el escudo y comenzaron a deslizarse por la montaña.

Frozen rahskhi.png

Los Rahkshi atrapados en el lago congelado

Kopaka trató de contener a los tres Rahkshi, pero fue tirado por la montaña por un ataque de Panrahk. Kopaka comenzó a patinar por la montaña de Hielo en sus herramientas Toa, mientras esquivaba varios ataques de los Rahkshi. De repente, Takua descubrió un callejón sin salida, y Kopaka intento recoger su escudo y tirar de el par hacia él. Sin embargo, los Rahkshi los impactaron haciendolos volar por los aires y Kopaka se estrelló contra el suelo quedando inconsciente. Los Rahkshi habían visto a su presa, y volaron bajando la montaña. Mientras tanto, Takua trataba desesperadamente de despertar a Jaller y logró recuperar la conciencia de su amigo. La pareja vio a los Rahkshi y en un intento de alejarlos de Jaller, Takua empujó el escudo de Kopaka a un lago y trato de escapar utilizando la Avohkii como un remo. A medida que los Rahkshi se acercaban, Jaller se cubrió los ojos con miedo. Sin embargo, los Rahkshi no tenían ningún interés en él, y se dirigieron a Takua y la Avohkii. Kopaka recuperó la conciencia en el último momento y disparó una ráfaga Elemental de hielo contra los Rahkshi y los congeló, tal y cuando estaban a punto de agarrar la máscara de Takua. Kopaka luego congeló el agua, atrapando a los Rahkshi en el lago de hielo.

En ese momento, Pewku vino corriendo hacia Takua, emocionado de ver a su dueño otra vez, y lo tiró al suelo. Mientras se saludaban unos a otros, Kopaka se marcho para ver su pueblo, sin decir ninguna palabra. Después de una larga caminata, Takua y Jaller llegaron a la cueva del Camino a Onu-Koro. En el interior, Takua y Jaller rápidamente se perdieron y se separaron. Makuta Teridax entonces habló a Takua en una visión, advirtiéndole que si no le entregaba la Máscara de la Luz a él, Jaller moriría. Takua se negó y terminó la visión. Jaller luego encontró a Takua, pero Takua abandono la búsqueda, llevandose a Pewku con el y se fueron en diferentes caminos. Después de un rato, los tres Rahkshi lograron escapar del lago congelado.

Mientras tanto, Tahu y Gali viajaban sobre una ola gigante hacia los tres Rahkshi, Guurahk, Panrahk y Lerahk. Tahu saltó de la ola y cayó en un acantilado, que fue envenenado inmediatamente por Lerahk. Tahu saltó y cayo por el dolor, y Lerahk rápidamente se cernió sobre él, dispuesto a acabar con el Toa del Fuego. Tahu rápidamente rodó y se levantó, preparándose para el combate. Mientras tanto, Gali se enfrentaba a Guurahk. El Rahkshi azul desintegró el suelo bajo sus pies. Gali se Agarró del borde de la grieta en la que estaba a punto de caer. Guurahk trató de pisarla, cuando Lewa salto de una enredadera y cayó sobre la espalda del Rahkshi antes de que le pudiera hacer daño a Gali. Guurahk se quito al Toa de encima. Lerahk entonces enveneno la tierra alrededor de los tres Toa, y en los acantilados. Juntos, los Rahkshi tiraron abajo el acantilado sobre los Toa. Tahu Nuva activó su Hau Nuva en el último momento, salvándolos de los escombros. Suponiendo que los Toa habían muertos, los Rahkshi siguieron adelante.

Crystals.png

Hahli desbloqueando el secreto de los cristales

Hahli huyendo de Ta-Koro encontró el Templo del Valor, el cual contenía el último Amuleto que le faltaba por recoger, el Amuleto de la Fuerza. Al entrar, recuperó el cristal de la Fuerza, el último cristal. Rondando por Ta-Wahi, se encontró con la Playa de Ta-Wahi y el Gran Telescopio. Inspeccionando una talla de La leyenda de Mata Nui, se dio cuenta de que habían hendiduras para los cristales. Hahli coloco los cristales y fue transportada en un destello de luz al igual que en el sueño que ella tuvo el día en que fue elegida para ser Campeón Kolhii.

Mientras tanto, Makuta decidió liberar a otros tres Rahkshi. Libero a Turahk, cuyo poder del miedo alejaría a los Toa de su destino, Vorahk, cuyo poder de hambre consumiría su Deber, y Kurahk, cuyo poder de la Ira rompería su unidad. Mientras tanto, Whenua decidoo mostrar a Onua y Pohatu la ubicación de la cueva donde él, junto con los otros Turaga habían almacenado los Kraata capturados. En ese momento, los Rahkshi vinieron y provocaron un terremoto, que sacudió los contenedores Kraata, liberándolos. Los Kraata comenzaron a deslizarse hacia los dos Toa y el Turaga.

Comic Teridax and Rahkshi.png

Makuta liberando a Turahk, Kurahk y Vorahk

Kopaka llego a un lugar de reunión cerca de Po-Koro, donde él y los otros Toa se supone que tenían una reunión. Miró a su alrededor y no encontró a nadie allí. De repente, todos los seis Rahkshi llegaron y lo arrinconaron. Trató de luchar contra los Rahkshi pero él ni siquiera era un desafío contra las seis criaturas. Tahu, Gali y Lewa luego vinieron en su ayuda, pero Tahu y Gali comenzaron a pelearse entre sí cuando Kurahk utilizó su poder de ira sobre ellos. Lewa utilizo un ciclón para tomar el Bastón de la Ira de Kurahk, distrayendo al Rahkshi, mientras Gali lo atacaba con Agua. Panrahk y Guurahk trataron de llevarlos al acantilado, y tiraron abajo a Gali y Kopaka, pero Lewa los rescató con sus poderes de viento, mientras que Tahu derritió las rocas en magma. Los Rahkshi luego escaparon durante la distracción de los Toa.

Historieta Cueva de Kraata.png

Pohatu, Onua y Turaga Whenua en la Cueva de las Kraata

De repente, Pohatu y Onua salieron de la caverna con Whenua. Tahu y Kopaka sellaron la caverna para que los Kraata fueran una vez más atrapados. Sólo un Kraata de Sombras, había escapado. Pohatu lo atrapó en sus garras con la mano de hierro antes de que pudiera infectar cualquier máscara. Whenua contó a los dos Toa acerca de su poder de infectar máscaras desde distancia, y luego se fue el Turaga para lidiar con la Kraata mientras ellos iban a localizar y detener a los Rahkshi de una vez por todas. Pohatu y Onua fueron a Onu-Koro.

En Onu-Koro, Pohatu extendía la noticia de la Máscara de la Luz. Él estaba contando todo a los Onu-Matoran de la búsqueda de Jaller y Takua para encontrar a el Séptimo Toa, cuando de repente llegó Takua, montando en Pewku. Pohatu le preguntó por qué estaba solo Takua y Takua le habló de su encuentro con los Rahkshi. Todos en Onu-Koro se vieron sacudidos de pronto y una de las paredes explotó. Tres Rahkshi surgieron: Turahk, Vorahk y Kurahk. Takua declaró que se trataban de diferentes Rahkshi de los que había conocido, y Pohatu y Onua lucharon contra ellos. Onua comenzó con un terremoto que enterro a los Rahkshi, dando tiempo para escapar a los Matoran de Onu-Koro.

Sin embargo, las rocas que sepultaron a los Rahkshi no los contendrían por mucho tiempo; los Rahkshi salieron de los escombros, y fueron a luchar, Vorahk lucho contra Onua. Al principio, Onua llevaba las de ganar, pero el Bastón de Absorción de Vorahk lentamente drenaba la energía de Onua, y lo debilitó en la medida en que perdió el conocimiento. Pohatu acudió en su ayuda, pero fue inmovilizado por Turahk, dejándolo en un estado de temor y inmovilizado.

Black Rahkshi MoL.png

Kurahk, Vorahk y Turahk atacando Onu-Koro

Cuando Takua se escapaba, se dio cuenta de que lo que estaba haciendo estaba mal; cogió un Palo Kolhii cercano, y trató de atacar a Kurahk con él, pero Kurahk agarró el Palo y le gritó. El otro Rahkshi, al oír el grito, se reunió para acabar con Takua. Tahu Nuva apareció de repente, y trató de ahuyentarlos, pero un disparo de Kurahk lo dejó tendido en el suelo.

Justo cuando las cosas estaban muy sombrías para Takua, Lewa Nuva apareció y se fue volando con Takua y Pewku en la espalda. Tras aterrizar, dijo a Takua que advirtiera a Jaller. Takua escapo con Pewku y Lewa Nuva voló de regreso a la batalla. Mientras tanto, Gali, estaba preocupada por la condición de Tahu, trató de ayudarlo a levantarse. Sin embargo, los efectos combinados de el veneno de Lerahk y de Kurahk habían hecho a Tahu incapaz de distinguir amigo de enemigo, y él trató de destruir a Gali con un ataque de fuego. Gali esquivó, y vio que la máscara de Tahu estaba ahora totalmente envenenada.

Al mismo tiempo, Takua estaba escapando a través de una chimenea de Onu-Koro en Pewku. Turahk hizo un agujero en el eje, y estuvo a punto de agarrar a Takua. Turahk y los otro Rahkshi comenzaron a subir por el exterior del tubo en búsca de Takua. Sin embargo, Pohatu y Onua que se habían recuperado aparecieron, Pohatu atrapo a Turahk de las manos con sus garras. Como los otros dos Rahkshi vinieron corriendo hacia ellos, Onua desató un derrumbe sobre ellos, destruyendo accidentalmente Onu-Koro en el proceso.

MoL Tahu Nuva with Poisoned Hau Nuva.png

La máscara de Tahu envenenada

En el otro lado de Onu-Koro, la batalla entre Gali y Tahu enfureció; Gali trató de recordar a Tahu que era un Toa y un gran héroe, pero fracaso. Tahu lentamente avanzaba a través del chorro de agua de Gali, pero fue detenido finalmente por Kopaka Nuva, que lo congeló. Gali, Kopaka y Lewa trasladaron a Tahu de Onu-Koro, a Le-Wahi. Ellos decidieron utilizar sus poderes de curación para salvar a Tahu, que todavía estaba luchando contra sus ataduras. Gali dijo por primera vez a Kopaka y a Lewa utilizar sus poderes para detener a Tahu de luchar tanto, y como Tahu se retorcía de dolor por los poderes combinados de Lewa y Kopaka, Gali no pudo soportarlo más y les dijo que se detuvieran. Entonces, Gali hizo aparecer un pequeño charco de agua, con el que cubrió el cuerpo de Tahu, como se desvaneció, los ojos de Tahu ya no brillaban intensamente en verde, y su máscara era normal otra vez. Sin embargo, Gali estaba completamente agotada, y Kopaka la agarró justo cuando estaba cayendo al suelo. Después, de que Gali recuperara su energía elemental en en un río, se preguntó en voz alta si los Toa Nuva habían perdido realmente su unidad, como los Turaga habían dicho. Gali pidió a Kopaka su opinión, sólo para encontrarse con que ya se había ido.

Mientras tanto, Jaller estaba subiendo a una alta montaña, cuestionando donde su destino se encontraba. Un terremoto de repente en la montaña lo hizo resbalar, quedando colgando de un borde a punto de casi perder la Máscara de la Luz. Jaller colgaba en la cornisa cuando Takua, y su fiel cangrejo Ussal, Pewku, se le acercaron. Takua ayudó a Jaller a subir con su palo Kolhii, y Jaller bromeó acerca de sus últimas palabras antes de irse. Un poco avergonzado, Takua le explicó que había más Rahkshi, y que iban tras el heraldo, no la máscara.

Comic Rahkshi Kaita Vo.png

Lewa Nuva siendo debilitado por Rahkshi Kaita Vo

Mientras tanto, Kopaka, Lewa, y Tahu encontraron una parte de Le-Wahi devastada por algún poder desconocido. Pronto encontraron dos Matoran cuyas máscaras habían sido infectados. Kopaka temporalmente los atrapo en una pared de hielo, y poco después los Toa detectaron un Kraata Sombra que había infectado las Máscaras de los dos Matoran. Lo capturaron, pero se dieron cuenta de que debe haber sido alguna otra criatura que había destruido parte de Le-Wahi. Ellos lo siguieron y se encontraron con dos Rahkshi Kaita. Los Toa finalmente con mucha dificultad los derrotaron, pero Lewa fue casi asesinado porque había subestimado el poder del enemigo.

Takua y Jaller finalmente se encontraron con el templo de Kini-Nui. Ellos sabían que el Séptimo Toa debía estar allí, pero Takua se frustró y agarró la Avohkii de Jaller y comenzó a agitarla en la esperanza de que les mostrara el séptimo Toa. La máscara comenzó a brillar y de repente destruyó una parte de la estatua de una cabeza de Toa, revelando una parte de una estatua de la máscara de Takua (que más tarde Takanuva revelaría con sus poderes de luz). Luego, tres Rahkshi los atacaron por por detrás de la estatua. Turahk, Vorahk y Kurahk fueron tras Jaller y Takua que corrieron hacia el Amaja-Nui, sólo para descubrir que su única vía de escape fue bloqueada por Lerahk, Guurahk y Panrahk, el resto de los seis Rahkshi.

MoL Toa Nuva.png

Los Toa Nuva defendiendo a Takua y Jaller

Notando el peligro, los dos Matoran estaban espalda con espalda, Jaller saco su cuchillo en un intento de protegerse a sí mismo. Sin Embargo Justo antes de que los Rahkshi pudieran atacarlos, tres puntos de luz aparecieron alrededor de Jaller y Takua (Que se encontraban en el centro del circulo del Amaja-Nui), que se revelaron como Tahu, Gali, y Lewa. Los tres Toa saltaron. Entonces, un puño rompió a través de la tierra y el resto de los Toa Nuva, Onua, Pohatu, y Kopaka aparecieron, completando el círculo de los seis Toa alrededor de Takua y Jaller. Los Toa unidos formaron un escudo alrededor de los Matoran, desviando los ataques de los Rahkshi. Posteriormente, el escudo se redujo y, los Toa se enfrentaron contra los Rahkshi.

Lewa comenzó creando un huracán de arena que atrapo a Guurahk, Panrahk y Lerahk. Mientras tanto Gali saltó fuera del círculo esquivando los golpes de los Rahkshi. Luego Kurahk accidentalmente golpeó con su Báston a Turahk, dejándolo temporalmente fuera de combate. Mientras tanto Tahu había llegado junto a Lewa y lanzo fuego al tornado de arena, atrapando en el interior a los tres Rahkshi en un vórtice congelado de vidrio. Los Toa quitaron los Kraata de los indefensos Rahkshi

Kopaka, por su parte, distraía a los dos Rahkshi restantes, Kurahk y Vorahk, hasta que Pohatu ató sus manos con sus garras. Los Rahkshi fueron ligados entre sí, Onua utilizó su poder para lanzar una gran roca de tierra hacia los Rahkshi. Antes de que los golpeara, Tahu utilizó sus poderes de fuego para convertirla en lava ardiente, fundida, y esta cayo sobre los Rahkshi. Gali lanzo un chorro de agua a los dos Rahkshi lo que permitió a Kopaka congelarlos. Sus Kraata también fueron removidos.

Jaller dying.png

Jaller siendo asesinado por Turahk

Takua y Jaller, quienes habían observado la batalla, pronto vieron a Turahk subir a a el circulo del Amaja-Nui por el otro lado. Trataron de huir, pero Turahk disparo a Takua, que le impacto en la máscara, deteniéndolo, dejándolo impactado con miedo incapaz de moverse. Jaller entonces vio a su amigo en peligro y rápidamente saltó sobre el Bastón del Miedo de Turahk, absorbiendo toda la energía del miedo. Jaller se desplomó, la luz de su corazón parpadeando rápidamente. Takua corrió donde Jaller, a tiempo para darse cuenta de que estaba presenciando la muerte de su amigo. Jaller dio la Máscara de la Luz a Takua, y luego murió. Takua se dio cuenta de su destino y se coloco la Máscara de la Luz sobre su Pakari. Una luz brillante lo ilumino, cuando Takua se transformo en el Toa de la Luz. Él mismo se nombro Takanuva, Toa de la Luz y derroto a Turahk, y disparo contra la estatua de cabeza Toa con sus poderes de luz, mostrando que era la estatua de su Pakari. Takanuva recogió el cuerpo sin vida de Jaller, y silenciosamente se alejó.

Comic Toa Takanuva.png

Takanuva, Toa de la Luz

Más tarde, Takanuva se paró frente a la máscara de Jaller, que estaba flotando en un rayo de luz. Turaga Vakama se acercó a él, y hablaron acerca de su destino. Takanuva, completo la resolución después de la conversación, se volvió hacia el haz de luz y prometió que el sacrificio de Jaller no sería en vano.

En el Kini Nui, los Toa Nuva construyeron el Ussanui. Takanuva colocó la Kraata sombra dentro de un compartimiento especial en el Ussanui, afirmando que lo conduciría a la Guarida de Makuta. Hahli caminó hacia el Ussanui, coloco la máscara de Jaller en ella, y deseó buena suerte a Takanuva. Pohatu preguntó a Takanuva de dónde iban a sentarse en el Ussanui y Takanuva dijo a los Toa Nuva que iría solo, y les dijo que reunieran a los Matoran y esperaran su regreso.

Takanuva activo el Ussanui, y aceleró por el Kini-Nui, a la entrada de el Mangaia. Estrelló el Ussanui en la puerta, haciéndolo pedazos. Hahli surgió de los escombros, y dijo que iba a hacer la crónica de Takanuva. Takanuva no tuvo más remedio que dejarla venir, y él agarró el Kraata sombra, ya que estaba oscuro en la guarida de Makuta y la niebla verde flotaba por todas partes. Los pilares donde los Rahkshi habían sido almacenados antes se alineaban en las paredes de la cámara oscura. Takanuva colocó la Kraata sombra en el suelo y se deslizó hacia la oscuridad, chillando. Takanuva entonces oyó la voz de Makuta. Makuta Teridax lentamente emergió de la oscuridad, para revelarse a Takanuva y Hahli. Takanuva ordenó a Hahli volver a la superficie, y convocar a todos los Matoran a la guarida. Hahli se fue antes de que Teridax desafiara a Takanuva a un juego Kolhii.

250px-MoL Second Battle of Mangaia.png

Takanuva peleando contra Makuta

En la superficie, Turaga Onewa no estaba seguro de si debían bajar. Hahli, sin embargo, dio un discurso motivador y los Matoran, Toa, y Turaga bajaron a la guarida de Makuta. Allí vieron el combate entre Teridax y Takanuva, tratando de golpearse con bolas Kolhii ellas. Cuando Makuta vio a los Matoran, rápidamente lanzó una bola a la entrada, por Lo que los Matoran quedaron atrapados dentro de la guarida de Makuta con Takanuva. Luego Takanuva cogió una bola de Protodermis y la arrojó hacia Teridax utilizando el movimiento que como Takua, fallo en el campeonato Kolhii. Este impacto de lleno al Maestro de las Sombras y lo mandó volando a estrellarse contra un muro. Makuta surgió poco después, pero Takanuva saltó sobre Makuta, y después de una breve lucha, Takanuva le quitó la máscara a Makuta, la Kanohi Kraahkan. Ambos cayeron en la piscina de Protodermis Energizada en el centro de la guarida. Después de un momento, Takutanuva surgió de la piscina. Luz y Sombras se habían vuelto uno sólo. Takutanuva abrió la pesada puerta a Metru Nui y Matoran junto con los Toa Nuva y Turaga corrieron a través de élla. Sin embargo, Takutanuva mientras pasaban detuvo a Hahli, que llevaba la máscara de Jaller. Él sacrificó parte de su energía propia de vida para que Jaller volviera a la vida, pero esta pérdida de energía hizo que Takutanuva se debilitara, y la puerta lo aplasto. Sin embargo, la Avohkii se deslizó debajo de la puerta hacia los Matoran. Turaga Vakama tomó la máscara y fue hacia el símbolo de las Tres Virtudes. Puso a Hahli en el de la Unidad, a Jaller sobre el Deber y la Avohkii en el del Destino. Una luz empezó a brillar de la máscara y Takanuva se regenero, vivo y estaba bien. Vakama reveló entonces Metru Nui, su isla natal, que se podía ver muy lejos en el Mar Plateado.

Más tarde, todo el mundo volvió a la superficie y Nokama dio oficialmente a Hahli el título Cronista. Vakama entonces comenzó a contar las Leyendas de Metru Nui a los Toa Nuva mientras que los Matoran construían barcos para cruzar el Mar Plateado. Estas historias estaban destinadas a fortalecer los corazones de los Toa. Después de muchas semanas, los Matoran partieron de Mata Nui, para no volver jamás.

MoL Metru Nui Skyline.png

Metru Nui redescubierto

Justo antes de llegar a la orilla de Metru Nui, Hahli pregunto a Vakama si quedaba algún otro cuento de los Toa Metru sin ser contado. Vakama negó el hecho de que hubiera alguno, decidiendo mantener la última historia para sí mismo. El grupo fue recibido por los Rahaga y Turaga Dume.

Saga Guías y Historias en Línea
Historia de Spherus Magna Historia de Spherus Magna | Decadencia
Historia del Universo Matoran Historia del Universo Matoran | Nadie se Quede Atrás | Las Muchas Muertes de Toa Tuyet | Nacimiento de un Cazador Oscuro
Leyendas de Metru Nui Leyendas de Metru Nui | El Gran Rescate | Protección
Isla de Mata Nui El Tiempo Oscuro | El Informe del Habitante | Tentáculos | Esperanza | Llegada de los Toa |
El Enjambre Bohrok | El Ataque de los Bohrok-Kal | La Máscara de la Luz
Búsqueda de la Máscara de la Vida Voya Nui | Mahri Nui | Sueños de Destrucción | Hacia la Oscuridad | Hermanos en Armas | El Blog de los Toa Nuva | Las Crónicas de Mutran | El Reino | Espejo Oscuro | Federación del Miedo | Guerra del Destino | Habitantes de la Oscuridad | Karda Nui | Bitácora de Takanuva
Reino de Sombras Reino de Teridax | Reino de Sombras
Bara Magna Historia de Bara Magna | Bara Magna | Imperio de los Skrall | Acertijo de los Grandes Seres | El Cruce | Fin del Viaje | Mata Nui Saga | La Historia de Sahmad
Spherus Magna Spherus Magna | La Búsqueda del Ayer | Los Poderes Que Son
Okoto Okoto | ¡Descubre el Poder de las Máscaras Doradas! | ¡Acaba con el Señor de las Arañas Calavera! | Código Club: Umarak

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar